Esclerosis Múltiple al volante: las restricciones para conseguir el permiso de conducir

El Reglamento General de Conductores recoge que las personas con EM pueden obtener el carnet tras pasar una evaluación neurológica > La vigencia de la licencia no superará los cinco años

Jacobo Caruncho | EMPOSITIVO | 10/01/2017

 

La obtención del permiso de conducción es, para algunas personas con Esclerosis Múltiple, todo un quebradero de cabeza. Para algunos la opción es callarse la enfermedad por temor a quedarse sin el carnet o tener problemas para renovarlo, mientras que muchos otros avisan de que tienen EM. Pero ¿qué pasa realmente cuando comunicas que tienes la enfermedad? Pues que la cosa se complica dependiendo de los síntomas de la enfermedad y del grado de discapacidad del afectadp. El paciente puede obtener el permiso de conducir, pero tras pasar una evaluación más exhaustiva y con una vigencia de máximo cinco años. En cuanto a los vehículos pesados la normativa es clara: una persona con Esclerosis Múltiple no puede ponerse al volante.

Hasta hace poco, el propio Reglamento General de Conductores no permitía la conducción a las personas con Esclerosis Múltiple, lo que puso en pie de guerra a pacientes y asociaciones. Pero en noviembre de 2015 la cosa cambió; el Real Decreto 818/2009 suprimió la negativa a expender el carnet a las personas con enfermedades que afectan Sistema Nervioso Central, donde se enmarca la Esclerosis Múltiple. Desde ese entonces los pacientes pueden sacarse o renovar el carnet, pero teniendo siempre en cuenta una palabra: restricciones.

Para obtener o renovar un permiso de conducir ordinario, según recoge la normativa,  “no deben existir enfermedades del Sistema Nervioso Central que produzcan disminución importante de las funciones cognitivas, motoras, sensitivas, sensoriales o de coordinación”. La cosa se complica entonces para las personas con EM, ya que ahí queda recogida la enfermedad. Y ahí es también donde varió recientemente la normativa. Si antes esa condición suponía la denegación del carnet, ahora sí que es posible sacar o renovar la licencia, pero atendiendo a un examen más exhaustivo que el de una revisión psicotécnica al uso (que el paciente también tendrá que superar).

“Los afectados de enfermedades del sistema nervioso central que incidan en la conducción en los términos establecidos, deberán aportar un informe del neurólogo en el que se haga constar: la exploración clínica y sintomatología actual, el pronóstico de la evolución de la enfermedad, y el tratamiento prescrito”, reza el Real Decreto. Es decir, que si tienes Esclerosis Múltiple tienes papeletas para que, a la hora de ir a sacar o renovar la licencia, tengas que llevar un informe de tu neurólogo bajo el brazo. Con él, los facultativos del psicotécnico decidirán si otorgar o no la licencia y, en caso de hacerlo, ésta no podrá superar los cinco años de vigencia (la mitad que la de un carnet de conducir ordinario)

Según explican algunos pacientes a EMPOSITIVO, algunos de los motivos por los que se les reduce el periodo de vigencia del carnet -en varios casos hasta a uno o dos años- pasan por haber sido diagnosticados recientemente o por no estar con ningún tratamiento para la Esclerosis Múltiple. En otros casos más extremos -según aseguran los pacientes- no se les otorga el carnet de conducir por el simple hecho de tener EM. “No me dejaron ni hacer el psicotécnico”, explica una paciente a través de las redes sociales.

Puede que las personas con Esclerosis Múltiple lo tengan más complicado que otras para sacar el carnet de conducir, pero si la enfermedad no supone un impedimento para ponerse al volante, podrán hacerlo en principio sin problema. Eso sí, si estamos hablando de vehículos como coches o motos… porque para conducir un camión o un autobús el panorama es bien distinto. En estos casos, la normativa no admite al volante a personas con EM.

 

 

22 Responses to

  1. Cleo dice:

    En noviembre de 2015 salió el Real Decreto 1055/2015, que modifica el de 2009, donde especifica que hay que evaluar cada caso particular.
    Pero es cierto que hay centros donde te niegan el psicotecnico si dices que tienes EM.
    Un saludo, Cleo

  2. susana dice:

    Uffff. No sabia nada. Eso pasa por ser recién diagnosticada. Pero hay q decirlo antes de la renovación? Hay q presentar algún papel en algún sitio?

    • EMPOSITIVO dice:

      En principio todo depende de dónde hagas el psicotécnico. Normalmente te preguntan si tienes alguna enfermedad o si tienes algún problema a la hora de conducir… Si comunicas que tienes EM, cabe la posibilidad de que te pidan un informe de tu neurólogo/a que acredite que puedes ponerte al volante. Pero eso, que depende un poco de dónde hagas el psicotécnico y del profesional que te atienda.

    • Cris dice:

      Te recomiendo que no digas nada. Yo fui muy tonta al decirlo y cada 3 años me toca volver a pasar psicotécnico presentando un informe del neuro, pagar las tasas de tráfico ( q te reducenjn poco el precio) y pagar el psicotécnico…del cuál no tienes ni un céntimo de reducción en el precio. Sinceramente…. es un quebradero de cabeza y gasto a mayores y bastante tenemos con lo q tenemos… No me parece justo q e tomen estás medidas x tener la desgracia de padecer está enfermedad… X esa regla de 3 se debería pedir análisis e informes médicos a todo el mundo… El q tiene el colesterol alto e hipertensión tiene riesgo si le da un infarto estando al volante x ejemplo.
      ..
      Creo q los q padecemos está enfermedad somos conscientes de nuestros límites y si no tenemos capacidad xa conducir no lo vamos a hacer, tengamos o no carnet…

  3. Jessica dice:

    Pero es obligatorio decirlo?? O puedo pasar la renovación sin decir que tengo em? Pasa algo si no se dice?

  4. Ana dice:

    Yo he conseguido el permiso de conducir hace poco y llevo diagnosticada alrededor de año y medio. Cuando fui a pasar el examen psicotécnico no me callé que padecía em porque prefería ir con la verdad por delante. Sólo me pidieron llevar un informe del neurólogo apoyando que era válida para ejercer la conducción y listo. Eso sí, por la naturaleza de la enfermedad, tengo que renovar el carnet a los 5 años, pero me informaron de que, si ha habido algún cambio importante para entonces, se me facilitará lo que necesite para adaptar mi vehículo y mi conducción a las necesidades que pueda tener.
    Mi consejo es que nadie se lo calle por miedo.

  5. Ana Martinez dice:

    Yo en Madrid hace años lo intente ,porque co dos hijos pequeños llevarlos al colegio 8 veces con una distacia considerable m que suponia llegar a casa y casi tener que volver ,en el psicotécnico el que me atendio al decir que tenia la enfermedad ,que en verdad no se nota sino lo digo ,me llamo loca,irresponsable y no se que mas .y hay termino mi ganas y mi ayuda .Un saludo

    • EMPOSITIVO dice:

      A veces nos topamos con “profesionales” que de eso tienen poco y el tema de empatizar con las personas no lo llevan bien… Lo mejor sería buscarse otro psicotécnico en el que nos atiendan y entiendan, nos respeten y nos ayuden. Porque como ves, tenemos todo el derecho del mundo (si nuestro estado lo permite) a tener el carnet de conducir. ¡Un saludo!

      • Vicenç Vilá Serra dice:

        Si pero tengo entendido que si vas con un “profesional” que te lo deniega,no hace falta que vayas con otro ya que como todo queda registrado a los ordenadores, ninguno te lo va a aceptar

  6. Almusosa dice:

    Yo al ir al psicotécnico para sacarme el carnet, dije la verdad, me hicieron la valoración, ni siquiera me pidieron informe del neurólogo y me dieron el carnet para renovar en 10 años. No tengo síntomas visibles y comenté que obviamente era consciente de que si algún día no me encontraba bien no iba a conducir aunque tuviera carnet con validez.

    • EMPOSITIVO dice:

      ¡Gracias por tu testimonio!
      Si el paciente está “bien” y es sincero con su diagnóstico, en el psicotécnico no suelen poner problemas. La cosa cambia cuando la persona está más afectada… conseguir el carnet por 10 años en esos casos suele ser más complicado.
      ¡Un saludo!

  7. Carölina dice:

    Yo lo comente al pasar el psicotécnico en el 2009 y me dijeron que no pasaba nada, los test fueron normales, ya el “miedo” de después al leer que no “podíamos” conducir me causo varias inquietudes e inseguridades que no ayudaron en absoluto, por lo que tengo el carnet pero no conduzco.
    Igual pasa con los seguros hipotecarios, yo tengo el mio y no pone nada de la enfermedad y eso que se lo comente al director del banco antes de firmar (el lo niega) lo curioso es que en una segunda conversación donde lo niega, tampoco haga nada al respecto y yo continué con mi seguro “trampa” por 10 años desde la firma inicial, lo malo (digo yo) si me pasa cualquier cosa se apañaran para decir que no me cubre por padecer E.M.
    Qué seguros nos facilitan con esta enfermedad?
    Un saludo

  8. Yecid Camilo dice:

    Soy colombiano y conduzco muy bien, tenia cierto temor al renovar la licencia, pero me la dieron por 10 años, desde el 2005 diagnosticado.

  9. Chefi dice:

    Yo llevo sin él desde el 2014, no sé si con esta modificación del Real Decreto 2015 podría volver a intenterlo, no tendría tanta dependencia de mi marido. Yo tengo EMPP y la pierna izquierda es la que me falla, pero hay mucha gente que conduce con un coche adaptado.

    • EMPOSITIVO dice:

      Con intentarlo no pierdes nada Chefi 😉 Como bien dices, hay mucha gente que recurre al coche adaptado. Todo dependerá del expediente médico, lo que diga tu neuro y la decisión del psicotécnico.
      ¡Mucho ánimo con esto!
      Un saludo

  10. Almu dice:

    Yo de esto puedo hablar largo y tendido. Tengo EM desde 2005 y en ese año tb. Termine mis estudios de Profesor de Formación Vial. Desde que comunique a la DGT que padecía EM tuve que llevar informe del neurólogo, me renovaron por 2 años solo por tener EM, y me llamo el médico de tráfico y como había sufrido un brote unos meses antes, del cual ya estaba recuperada me casco una suspensión cautelar del carnet hasta que demostrase estar al 100% para conducir. He tenido que ir a juicio para obtener una incapacidad para mi trabajo habitual, he tardado años en conseguirlo porque los propios inspectores médicos se contradecían entre ellos. He pasado por toda una odisea

    • EMPOSITIVO dice:

      Gracias Almudena por compartir tu experiencia, demuestra que todavía queda mucho por hacer en este campo. ¡Sí que ha sido toda una odisea! Todo esto depende un poco del grado de afectación, del psicotécnico, del profesional… pero esta claro con tu caso que esto puede ser una verdadera odisea. Me alegro de que hayas conseguido por fin la incapacidad, espero que todos estos asuntos queden así ya resueltos 😉
      ¡Un saludo!

Deja aquí tu comentario