VANE FERNÁNDEZ (Madrid) | 13/01/2016

Me llamo Vane Fernández (@turymagic en Twitter),

En el 2010, cuando una mañana me levanté con cosquilleo en una mano, todo parecía indicar que me tendrían que operar del túnel carpiano. No imaginaba lo que estaba pasando. Me di de baja laboral porque no podía escribir, pero la gente pensaba que mentía y que lo que quería eran unas vacaciones. ¡Ojalá fuese así! Cuando la mitad de mi cuerpo estaba paralizada y después de una larga espera y pruebas e ingresos tenia un ” medio diagnostico” posible: Esclerosis Múltiple. Hasta mi tercer brote, con una segunda punción lumbar, no tuve el diagnóstico definitivo.

Ahora es más rápido todo el proceso; antes no y eso era una agonía. Aparte de la EM, también me diagnosticaron Síndrome de Arnold Chiary 1 y Megacisterna magna; ¡Por si con una no tenía suficiente!. De momento el Chiary no me da problemas, es una de las llamadas enfermedades raras. Estuve nueve meses sin sentir la mano derecha y con dolor crónico (que sigo teniendo) en el pie.

Pero en 2010, un mes antes de todo esto, aprobé unas oposiciones para mi trabajo y me iba a preparar para otras… pero todo se rompió. Sabia que con el reconocimiento de discapacidad del 36% ya no podría presentarme a las oposiciones para Fuerzas del Estado. Mi sueño se esfumó.

Mi trabajo era muy activo, así que me di de alta voluntaria… ¡no podían quitarme eso también!. Poco a poco fui escalando puestos en mi empresa, cada vez más alto. Aunque en el fondo sabía que me estaba esforzando tanto que un día todo ese esfuerzo me pasaría factura. Y así fue: llevo de baja desde julio y esta vez sí, voy a tener que dejar colgado mi traje.

Es fácil decir “busca algo que te guste”, pero el problema llega cuando todo lo que te gusta no puedes hacerlo. Ser pensionista con 31 años no es nada de agrado. Se habla poco de las personas que dejan su trabajo, pero si encima amas lo que haces… Así que por mucho que me dé contra una pared, o pienso en volver a empezar en otra cosa o será mi perdición. He aprendido que el estrés es muy malo.

También me encanta la Medicina, pero ni tengo el dinero para estudiar la carrera, ni puedo ser enfermera, ni trabajar en ambulancias… Así que ahora estoy estudiando un grado superior en laboratorio de diagnóstico clínico. Con la Esclerosis Múltiple he aprendido algo muy importante: no puedes rendirte nunca, por mucho que cueste o que duela, siempre adelante y EMPOSITIVO.

Como muchos sabréis, CosY ayuda a los peques a entender la Esclerosis Múltiple, pero también me ayuda mucho a mi. CosY me aporta alegría, me hace sonreír. Cuando hago vídeos con él y tengo que grabar su voz, cuando estoy con mi pareja grabando los movimientos, todo se olvida. Es como una terapia para mi, todo el mundo tiene que buscar su terapia, la que sea, que nos haga evadirnos cuando estemos mal. Cuando hicimos el vídeo explicando la Esclerosis Múltiple a los más peques fue toda una responsabilidad, ya que tenia que buscar las palabras e imágenes para que lo entendieran, cuando muchos adultos no sabemos ni como explicar lo que nos pasa.

Mi objetivo era ayudar. Con alguien que me dijera que le sirvió de algo ya sería una alegría… y resultó que fueron muchas las personas que agradecieron lo que hice. Las gracias las doy yo. Esto es una lucha y todos debemos estar unidos y aportar nuestro granito de arena. Una frase que me gusta mucho es: caerse esta permitido, levantarse es una obligación.

Me gustaría señalar que las personas con EM no deben tener miedo de ir a una asociación, allí les darán la ayuda que necesitan. No es malo pedir ayuda, yo lo he hecho. Voy semanalmente con la psicóloga, para mi importantísima ya que tengo que aceptar ciertas cosas y ella me está ayudando. A veces tenemos miedo de ir por ver a gente en silla de ruedas o que esté peor que nosotros, pero cada pacientes es diferente.

Pienso que las personas con EM siempre queremos ir más allá. Luchar, hacer cosas que parecen imposibles para nosotros… y cuando lo hacemos, parece que la hemos vencido. ¡Esa es nuestra recompensa!


comparte-historiaSi tú también quieres compartir tu historia haz clic aquí o escribe a emprimerapersona@empositivo.org,
¡Tu historia puede ser útil para otr@s!

 

 

 

Comentarios de Facebook

One Response to

  1. susana dice:

    CosY, m ha encantado, no lo sabría explicar yo a mis hijos mejor. Enhorabuena eres un muñeco fantástico..

Deja aquí tu comentario